La empresa especializada en quesos, Poncelet con establecimientos en Madrid, Barcelona y Sevilla, ha sido designada por Slow Food para seleccionar los cinco quesos artesanos que representarán a la producción quesera artesanal española en la exposición ‘Discover Biodiversity’, que la organización convoca durante la Expo 2015 de Milán, que se celebra del 1 de mayo a 31 de octubre, según han confirmado la organización alimentaria que defiende internacionalmente a los productores frente a la gran industria internacional.

En concreto, los cinco quesos que viajarán a tierras lombardas, cuna precisamente de Slow Food, son el Queso Arribes, de la Quesería Ecológica Montiermo, de Salamanca; el queso asturiano Rey Silo de la Quesería Artesanal de Pravia; el queso Jacetania, de la Quesería O Xortical de Vilanúa, en Huesca; el queso Madurado San Martin, de la Quesería Vega de San Martin, de Madrid; y el queso Altejo, de la Quesería Molí de Ger, de la Cerdanya, en Girona.

La organización internacional Slow Food defiende la eco-gastronomía y promueve acciones por la salvaguardia de la cocina local, de las producciones tradicionales, de las especies vegetales y animales en peligro de extinción, y la protección de los alimentos, materias primas, técnicas de cultivo y de transformación, heredadas de los usos locales.

De acuerdo con esta filosofía, Slow Food encargó a Poncelet para realizar una selección de la que han salido los cinco quesos artesanos que representan a España y que, cada uno, supone una recuperación de elaboraciones ancestrales vinculadas a la tierra y las producciones tradicionales de cada zona.

De esta forma, más de dos toneladas de estos cinco quesos españoles serán degustados durante la Expo de Milán en el pabellón de Slow Food, obra del estudio de arquitectura Herzog& de Meuron, ubicado en el lado este del bulevar central de la exposición.